La Madremonte Mitos y Leyendas del Cauca

Este mito folclórico de los Andes centrales y occidentales de Colombia se extiende también a los valles del Magdalena y del Cauca. Numerosos cuentos son narrados por los campesinos en el occidente colombiano sobre Madremonte, que también es conocida como la diosa de los montes y las selvas o la Madreselva.

imagen-madremonte
Ilustración de la Madremonte

Las descripciones variadas quedan los campesinos: cómo una mujer putrefacta y llena de musgo, arraigada en pantanos, que vive en donde los riachuelos nacen y también habita a los alrededores de grandes piedras. Es vista en lugares con árboles frondosos y zonas selváticas enmarañadas.

Tiene ojos saltones cómo de candela, grandes colmillos como los de un jabalí, una gran expresión de ira y unas largas manos, vestida siempre con chamizos, ramas, hojas y bejucos, es una mujer de gran estatura, corpulenta y elegante, usa un sombrero de gran ala, cubierto de hojas verdes, su cabello lleno de musgo que no permite ver su cara.

Ha sido vista en rastrojos como una zarza frondosa qué observa con ira a las personas que atraviesan los montes y las selvas, es un ser mitad monte mitad mujer o también aparece como una anciana vestida de hojarascas con un rostro pálido, ojos brotados rojos y manos huesudas.

La Madremonte arremete cuando hay fuertes lluvias, vientos, inundaciones y tempestades que acaban con los cultivos sembrados y animales. Los campesinos de la zona andina relatan que oyen sus gritos y quejidos en medio de la noche tormentosa y oscura. Escuchan un grito agudo profundo que penetra los oídos el cual se extiende misteriosamente hasta los pantanos o en medio de la malesas. Muchos campesinos creen que cuando la Madremonte se está bañando en los nacimientos de quebradas el agua se enturbia, hay inundaciones y borrascas en los ríos.

La Madremonte también se presenta como la diosa guardiana de bosques y selvas y desata su intensa ira contra cazadores pescadores y aserradores que invaden sus territorios. La Madremonte grita, gime y se enfurece cuando derriban los árboles en medio de la selva. Los campesinos también dicen que esté ser maligno persigue a vagabundos, esposos infieles a quienes pelean por linderos y fronteras; desorienta a caminantes en los bosques, los hace perder de sus caminos y los lleva a oscuros matorrales.

A este mito femenino también se le atribuye la desaparición de niños en los campos; los lleva a zonas boscosas y los esconde debajo de cascadas, también dicen los campesinos que impregna las aguas con enfermedades y pestes como las sarnas, culebrillas y otras epidemias. Si alguna persona escucha los chillidos de la madre monte es porque lo esta atrayendo fuertemente como un imán a los matorrales y pantanos en las noches oscuras de fuertes tempestades y vientos.

Los campesinos fuman tabaco y llevan medallas benditas y escapularios para evitar encontrarse con ella, también usan bastones de Guayacán y varas de cordoncillo. Cuando se encuentran con este ser frente a frente se debe insultar y alejar del lugar dando fuertes latigazos y no demostrar miedo ni espanto.

Fuente

Noticias Más Vistas este mes

Mito y leyenda del Cauca

Parroquia San Miguel Arcángel Corinto Cauca

NotiCorinto Alcaldía - One Colombia primera empresa de cannabis medicinal en el municipio

NotiCorinto Alcaldía | Final 2do Torneo fútbol Inactivos 2018

Como pasar de la educación presencial a la virtual | características | ventajas y desventajas (2020)

Ferretería Inelectro CCTV S.A.S.

Noticias más vistas esta semana

Mito y leyenda del Cauca

Ferretería Inelectro CCTV S.A.S.

Corinto Elige - Elecciones Alcaldía 2020 - 2023

Hecha la ley, hecha la trampa

NotiCorinto Alcaldía - One Colombia primera empresa de cannabis medicinal en el municipio